miércoles, 4 de febrero de 2015

Merluza con almejas y seguimos cocinando// Hake and clams, we keep on cooking!!



Hasta que no he sido mamá, no he apreciado las bondades del pescado. Con casi treinta años practicamente, me alimentaba de algún guiso materno o paterno, muchas ensaladas y demasiada carne roja... Todo cambió cuando me enteré de que estaba esperando a mi primera hija, ahí, no sin mucho reparo, empecé a acercarme al pescado, por aquello de que mi bebé recibiera todo tipo de nutrientes, empecé poco a poco, merluza, lubina, salmón, etc. hasta acabar con los boquerones y pescados azules, cosa impensable en mí.

Un día descubrí la merluza, a la que hasta entonces no tenía ningún aprecio y decidí enmascararla con una salsita y almejas.... me encantó y afortunadamente a mis hijas también. Cuando la hago no sobra nada de nada...

El día que encuentro merluza fresca, fresca, que de tan blanca y brillante, parece perlada, no dudo en comprarla... y eso me pasó el otro día, quíen podía resistirse a semejante manjar?

Mis sabores de aquí y de allá

Y qué decir de las almejas gallegas?? Un lujazo!!



Mis sabores de aquí y de allá


Pues bien, teniendo en cuenta los ingredientes principales, vamos a detallar el resto;



INGREDIENTES:

- 8 rodajas de merluza

- 1/2 kg de almejas

- 1 copa de vino blanco o 1 brick pequeño

- 3  dientes de ajo en láminas

-  Harina para rebozar la merluza,

- Aceite de oliva

- 1 vaso de agua

- Perejil picado

- 4 patatas medianas


Al lío!!

Antes que nada, cuando llego a casa con el pescado, meto las almejas en agua fría con sal para que vayan soltando arena, que luego es muy desagradable masticarla.

Preparamos los ajos, cortandolos en láminas y reservamos.

Ponemos al fuego una paella o sartén grande, dependiendo del tamaño de las rodajas de merluza, y añadimos unas cuatro cucharadas de aceite de oliva virgen extra, a ser posible.

En este punto deberíamos añadir los ajos para que se doren pero por experiencia, salvo que los saquemos y reservemos hasta el final de la receta practicamente, se acaban quemando así que ya es cuestión de gustos.

Enharinamos la merluza y la disponemos en la paella para dorarla, no queremos que se haga, sólamente debe tostarse un poco la harina para que luego la salsa no sepa extraña, en este punto es cuando añado los ajos y así como todo se sucede con tanta rapidez, no da tiempo a que se quemen. En dos o tres minutos, damos la vuelta a las rodajas de merluza.

Mis sabores de aquí y de allá

























Mis sabores de aquí y de allá



























Ahora ya sólo nos queda añadir el vino blanco, debería cubrir al menos la mitad de la merluza pero si no es así, no hay problema, simplemente añadimos agua y dejamos cocer a fuego vivo, cuando los líquidos hayan reducido, sólo nos queda añadir las almejas y esperar a que abran.

Mis sabores de aquí y de allá


TRUCO:  Para saber si un pescado está ya en su punto, hay que tocar la espina central, si vemos que se mueve con facilidad, hasta el punto de que la podemos sacar, el pescado ya está.

Así pues, una vez que el pescado está en su punto y las almejas abiertas, sólo queda espolvorear con perejil picado.

Para acompañar esta delicia, normalmente hago unas patatas fritas cortadas en cubitos y una vez les escurrimos el aceite, les añado un poco de sal Maldon.


Mis sabores de aquí y de allá


NOTA:  Al pescado nunca le añado sal ya que considero que la contiene de serie, en cualquier caso, siempre se le puede añadir con posterioridad. De todas maneras, el plato es lo suficientemente sabroso como para no requerir sal, pero ya digo, eso va en gustos.


ENGLISH VERSION:

Before I became a mother, I couldn´t appreciate the benefits of fish. Almost until my thirties, I ate some maternal or paternal stews, many salads and too much red meat ... Everything changed when I found out I was expecting my first child, there, without much hesitation, my approach to fish began , all for my baby to receive all kinds of nutrients, I started slowly, hake, sea bass, salmon, etc. to end up with anchovies and blue fish, unthinkable for me.

One day I discovered hake, which until then had no appreciation and decided to mask it with a sauce and clams .... I loved it and luckily my daughters too. When I cook it there´s nothing let at all...

The day I find  fresh hake, so white and  pearly I don´t hesitate to buy it ... and that happened to me the other day, who could resist such delicacy?

And what of the Galician clams ?? A treat !!

Well, considering the main ingredients, we detail the rest;



INGREDIENTS:

- 8 slices of hake

- 1/2 kg of clams

- 1 glass of white wine or one small brick

- 3 cloves of garlic in foil

- Flour

- Olive oil

- 1 cup water

- Chopped parsley

- 4 medium potatoes


Let´s go!!

First of all, when I come home with fish, I put the clams in cold water with salt to  release sand inside them, it´s very unpleasant chewing it.

We prepare the garlic, cut them into slices and reserve.

We put a large frying pan on the fire and add about four tablespoons extra virgin olive oil, if possible.

At this point we should add the garlic to brown it  but my experience, tells me is not a good idea because while the hake cooks it gets burnt.

So, we flour hake and put it in the frying pan with the garlic just to brown it a little, we do not want it done. In two or three minutes, we turn the slices of hake.

Now we just have to add the white wine, should cover at least half of hake but if not, no problem, just add water and cook over high heat, when liquids have been reduced, we can only add clams and wait for them to open.


TIP: To find out if a fish is ready , we must pin  the central spine, if it moves easily, to the point that we can draw, fish is ready.

Once the fish is ready and  clams are opened, only remains to sprinkle with chopped parsley.

When I prepare this delight, I usually make some diced fries and once the oil drains, I add  some Maldon salt.


NOTE: I never add salt to fish because I believe that it already contains it, in any case, it can be added later. Anyway, the dish is tasty enough not to require salt, but I say, it is a matter of taste.
Publicar un comentario
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...